10/8/07

Flandes


Y bien, si: he estado unos días en Flandes acogido a la proverbial hospitalidad de Piolet y Jovita. De manera que aprovecharé este postio para desmontar los tópicos que reinan entre nosotros acerca de los belgas.

Es cierto que los belgas perdonan, pero no olvidan y se encargan de recordárselo a cada paso a los turistas, sobre todo si son de aquí (o alemanes, que es casi peor):







Pero no os vayáis a creer. Son gente sin complejos







Con una gastronomía copiosa y original...





Y, en definitiva, en cuanto sales a la calle te hacen sentir como en casa:





Hay que tener en cuenta que Bruselas es la capital mundial de las embajadas: toda potencia que se precie tiene allí su representación diplomática:













Pero eso no se les sube a la cabeza. Los belgas saben divertirse. Ya se que hay gente malintencionada que dice que son unos peñazos. Pero, hombre, pedorros los hay en todos lados, para qué negarlo:







Pero, digan lo que digan los envidiosos, los belgas saben lo que es la diversión (con orden, eso sí):





Si. Si que saben divertirse:






Vaya que si...







¿Casablanca? No: ¡Bruselas!








De hecho, a pesar de la leyenda urbana propagada por unos cuantos catetos desaprensivos acerca de que en Bruselas no hay bares, el hecho es que puedes acabar hasta los mismísimos de vivir al lado de uno. ¡Coño, que no es aquí! Véase:



En resumen: los belgas son gente razonable (cfr. Goszinny-Uderzo "Astérix en Bélgica") que conservan costumbres sensatas como ésta: nada menos que el cenicero en el ascensor:(por cierto que seguramente el administrador viajó de joven por las españas con el interail y se lo trajo de recuerdo (yo tenía uno igual en el water)






Pero, de todas las fotos que he hecho, esta es mi preferida, y se la dedico a Capazorros, Folken, Hans, el coronel Kilgore, von Chemmen y Wallenstein, que sé que les molan estas cosas. A Piolet no hace falta porque la foto la sacó él:




32 comentarios:

  1. Tanques, mujeres, paella.... para que luego digan de España!!

    Saludos marciales!

    ResponderEliminar
  2. Hola a todos:

    Muchas gracias por la foto. Me ha emocionado y todo ver una de esas antiguallas, aunque sinceramente, creia que el mark V era un poco mas grande que lo que aparece en la imagen.
    La zona de Flandes me la han recomendado para ir de viajes en diversas ocasiones, con gran numero de castillos y de ciudades "historicas" muy recomendables.

    Saludos a todos.

    ResponderEliminar
  3. ¡Demonios! Eso está lleno de lupanares y antros de perversión. ¡¡¡Hay que reconquistarlo!!!

    ResponderEliminar
  4. Estuve en Bruselas en el 2003 y la ciudad me pareció un coñazo. A ver, tenía sus momentos (incluyendo un ejemplo precioso de noveau europeo que había visto en diapositivas en el curso de Historia del Arte en la carrera y que me emocionó tropezarme por casualidad en una avenida), pero en general es chata, fea y aburrida (además de excesivamente fría en invierno e incómodamente caliente en verano). El tranvía es de una lentitud que me desesperaba y las estaciones del metro me recordaban refugios antiatómicos, sin hablar del precio. Me pasé todo el rato añorando el metro de Madrid. Lo pase bien, no lo niego, pero eso se debió a la amiga que me había pedido que fuera a verla, porque el resto...

    Usted, amigo, parece habérsela pasado mejor. En cualquier caso, se agradece el reportaje gráfico. Que a uno le tranquiliza ver que sitios como las Faroe y Botswana tienen algún tipo de representación diplómatica en alguna parte. Un verdadero alivio.

    ResponderEliminar
  5. O sea, que seguimos clavando picas en Flandes...

    ResponderEliminar
  6. Recuerda que a Capazorros, ya le puedes colocar su vínculo

    ResponderEliminar
  7. Mucha foto, mucha foto, pero... ¿clavó la pica en Flandes o no? Porque ése es el verdadero meollo del bollo, Mon Capitain, jeje. Todas esas fotos son de exterior, no sirven como prueba para el caso que se dirime. ¿O no había caso? No me haga caso, es Baco, o el haberme olvidado la pastilla para el riego...
    Y después de la coña, un saludo sinceramente afectuosos, Mon Capitain.

    ResponderEliminar
  8. Ah, la calle Putterie. Fue lo primero que vi de Bruselas tras salir de la estación de trenes y, como viene siendo habitual en un fricazo como yo, se llevó su consabida foto.
    En cuanto a la gastronomía... poco se puede decir de una ciudad cuyo plato típico son mejillones hervidos con patatas.
    Lo que no entiendo, Pcbcarp, es que no menciones los gofres, sacrosanto monumento a la diabetes temprana.

    ResponderEliminar
  9. el cartel de madame Yoshinos.... Tú has clavado un apica en Flandes!!!!!

    jajajajaja, es broma, un saludo.

    ResponderEliminar
  10. Lt Col. Kilgore: efectivamente. Creo que colgaré un postio monográfico sobre tanques.

    Wallenstein77 Pues a mí me emocionó más, porque lo pude tocar y hasta ver cómo es por dentro (tiene las puertas abiertas y una pantalla de metacrilato para poder asomarse. La pera. Piolet y yo también creíamos que era más grande, pero ya ves. Lo que no sé es qué pasa que las fotos no se amplían.

    Chico gris: pues precisamente en ello estamos, lo único malo es la cosa del infierno de Flandes que lo hace poco atractivo en invierno; que estos días atrás estaba muy bien (los belgas aterrados ante la posibilidad de alcanzar los 27 grados y asarse vivos) pero que no siempre es así.

    Gabriel Syme: es que no hay nada como visitar los sitios con guía nativo y tout compris. ¡Hasta fui al Ikea! Por otra parte, los tranvías son lentos, con poca frecuencia de paso y malas conexiones, pero, en revanche, dejan subir a los perros.

    Amigo Ray, ¿tú también te unes al sector picaenflandes? Cierto lo de capazorros, ya lo cambio.

    Raquel: esa extraña fijación con la pica en Flandes me tiene ya mosquetero. Demasiado signo fálico, sobre todo porque aquellos instrumentos guerreros no medían 27 centímetros, sino cuatro metros y pico: ¡un horror!

    Lo de la rue putterie (el cartel, por cierto, está en una iglesia) también fue casi lo primero que me encontré: es que su situación es estratégica. sobre la gastronomía, aparte de la moule sacrée, la última noche, en Lovaina, me apreté un costillar de cerdo entero a la mostaza que era la hostia. Piolet puede dar fe de que yo fui el único que se lo terminó.

    canichu: en realidad lo que yo trataba de inmortalizar era el cartel de cría cuervos. En cuanto a lo de la pica... ¡qué obsesión! ;)

    ResponderEliminar
  11. Jejeje,
    veo que has aprovechado el tiempo y que te ha cundido de lo lindo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  12. ¡Pardiez! Se nota que allá ya no habita la religión verdadera. Lleno de tusonas y gente de mal rumiar se encuentra. Espero que clavarás alguna pica es pecho de hereje mal nacido. Hay que reconquistar Flandes... cómo dirían soldados de nuestros tercios: ¡Cierra España!

    ResponderEliminar
  13. Si ellos se encargan de recordarselo a cada paso a los turistas, nosotros no vamos a ser menos. Así que, clavemos nuevamente nuestras picas en Flandes.
    Saludos cordiales.

    ResponderEliminar
  14. Mon Capitain, mon Dieu, ¿27 centímetros? ¿de quién hablamos? jeje. ¿O es una referencia cruzada al blog?

    ResponderEliminar
  15. Buenísimas las fotos. También tengo obsesión por llevarme fotos de rincones curiosos.

    ResponderEliminar
  16. Arf, arf, llego tarde a los comentarios, lo siento estaba perdido en la pérfida albión. Que gran cerveza por cierto, de lo mejorcito de Escocia junto con sus paisajes. Se me saltan las lágrimas con su foto, gracias por acordarse de uno. Igual con el potochop podemos ponerte un uniforme adecuado, se intentará. Un abrazo y bienvenido.

    ResponderEliminar
  17. Necesitan una purga con fuego estos infieles de Flandes...
    Seguro que incluso exportan pecados

    ResponderEliminar
  18. capazorros17/8/07 22:33

    ¡Bonito carro! Me ha motivado para entrar por primera vez en su ilustrado e ilustrisimo blog (¡que palabro mas feo,por cierto!). ¡Centauros legendarios, unios!

    ResponderEliminar
  19. capazorros17/8/07 22:58

    Por favor, digale a lt. col. kilgore que eso se llama carro, no tanque. Por cierto, ¿el trato correcto es el respetuoso ud. o el tuteo puro y duro?

    ResponderEliminar
  20. Pues si,las fotos son realmente para elevar el espíritu...
    !Que depresión mas tonta¡
    Lo importante es que se lo pasase Vd.bien y el resto y sus opiniones que se tiren al mar...
    :)

    ResponderEliminar
  21. Yo soy centauro, Mr. Capazorros. ¿Me uno o no me uno?

    ResponderEliminar
  22. capazorros19/8/07 16:31

    Sra. Raquel:Unase si le place, pero le advierto que, además, ha de ser caballero español y jinete valeroso y temerario. Una pesada carga que solo merecen soportar los elegidos. A sus pies.

    ResponderEliminar
  23. Soy Centauro mitológico e inverso con grupa humana y netamente femenina y rostro de óvalo algo equino. Me temo que caballero es calificación que no me cuadra, aunque podría llegar a ser amazona valerosa y temeraria. No obstante, Mr. Capazorros, se agradece su cortés acogida. Quedo suya afectísima.

    ResponderEliminar
  24. Por cierto, como Cliente Habitual Sin Fronteras, debe saber que hay algo para usted, así como para el resto de la Clientela, en mi blog. Un saludo.

    ResponderEliminar
  25. Gracias por acordarse de uno, oiga. En honor a la verdad le diré, dilecto anfitrión, que le recordé a V. y sus referencias a Paca la Culona antier, leyendo el librito de Preston ('A concise history of the spanish civil war'). Dicho esto, eso sí, yo también pensaba que el Mark V era algo más grande; es más, juraría que había visto uno en el Imperial War Museum en su momento... claro que yo también era (mucho) más joven y lo mismo uno dimensiona mal.(En qué museo está ese carro?)
    En fin, que veo que le ha sacado V. partido a esa ciudad tan proclive a inducir al suicidio. Lo cierto es que hay algunos garitos con música en directo de lo más apreciable. Y la birra belga no está mal. Jeseusté que recientemente me prepararon una interesante combinación, 50% Leffe oscura y 50% champagne. Exquisita y refrescante, a fe.
    En fin, bienregresado a la Patria.

    ResponderEliminar
  26. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  27. De Bruselas el mejor recuerdo que tengo son los gofres.

    ResponderEliminar
  28. A todos los/amables lectores/as: Os habéis acumulado mucho. Sólo diré que estoy estudiando no vaya a ser que el carro sea un Mark IV. Tengo unas fotos para comparar (sobre todo la parte de abajo de los salientes de los lados) y estoy en ello; pero dado el fabricaje artesanal de la época, no sé si llegaré a alguna conclusión válida. ¡Porque a mí también me pareció muy pequeño!

    ResponderEliminar
  29. ¿Borrico grande ande o no ande, Mon Capitain?

    ResponderEliminar
  30. No me seas paleta, nena, es caballo.
    Si ya sé que te resulta difícil no serlo.Haz un esfuero verás que lo consigues...
    Yo y mis tontunas, pero a que has sonreído?.
    Besos, SEÑORA.

    ResponderEliminar
  31. Soy de pueblo, querida, jeje. Cateta y a mucha honra. No he sonreído, me he reído a carcajadas, guapísima.
    Besossssss corazón.

    ResponderEliminar
  32. No conozco Bélgica pero me ha gustado pasear por sus calles a través de tus fotos comentadas.

    Es verdad que a los alemanes no les tienen mucho aprecio. Pero yo aún no soy alemana del todo y cualquier día me escapo a comerme un gofre, que con esto de vivir en la mitad de mitteleuropa lo tengo a tiro de piedra.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Soltad aquí vuestros exabruptos